L
a caída de pelo femenina constituye un problema importante para las mujeres, a cualquier edad que aparezca. Se calcula que todas las mujeres padecerán de algún nivel de caída de pelo en alguna etapa de su vida. El ciclo vital del pelo es constituido por la fase anágena, la fase catágena y la fase telógena. La caída de pelo se produce entre las mujeres cuando hay un cambio rápido desde la fase anágena a la catágena y la telógena. En el cuero cabelludo, de 85 a 90% de los pelos se encuentra en la fase anágena, que dura bastantes años, mientras la catágena y la telógena duran algunos meses. En algunos casos de caída de pelo entre mujeres, la fase anágena dura apenas algunos meses.

Estado natural del cabello

Fase anágena

Fase telógena

Pérdida natural del pelo diario



    Una pérdida diaria de pelo al nivel de 100-150 es normal y no constituye caída de pelo femenina. La pérdida de estos pelos catágenos sucede principalmente al lavarse el pelo y al peinarse y no son necesariamente indicación de caída de pelo femenina. Sin embargo, si una mujer pierde más de 150 pelos al día, padece de caída de pelo femenina y se deberán buscar la diagnosis apropiada de la forma de caída de pelo de la que padece y el tratamiento indicado.

Caída de pelo femenina – Causas

woman-without-hair-lossLas edades más frecuentes de la apariencia de caída de pelo femenina son la adolescencia, el período después del parto y la menopausa. En estos tres casos, el estrés psicológico de la caída de pelo femenina es intenso, pues desde siempre el pelo era un elemento significativo de femeninidad y belleza.

    Las causas de la caída de pelo femenina varian y pueden ser fisiológicas y patológicas. La caída de pelo fisiológica es la temporal, principalmente en los meses del otoño, en que la pérdida de pelo aumenta. Hay causas hormonales que son también responsables de la caída de pelo femenina, como el síndrome de ovarios poliquísticos. Aquí la caída de pelo suele coexistir con acne, obesidad y trastornos de la regla. Son también causas frecuentes los padecimientos del tiroide y del paratiroide. El síndrome de Cushing o la hipercortisolemia y el uso crónico y sistemático de corticoides constituyen también causas hormonales importantes de caída de pelo femenina. Adenomas de la hipofisis como el prolactinoma conducen a la caída de pelo femenina. La hiperandrogenemia, como en neoplasmas de las glándulas suprarrenales y de los ovarios, como también el uso de anticonceptivos, puede conducir a la caída de pelo femenina. En todos los casos anteriores, la caída de pelo femenina suele ser difusa, es decir que hay una pérdida difusa y los pelos se vuelven más finos simétricamente en todo el cuero cabelludo.

    Una categoría importante de caída de pelo femenina es la alopecia de tipo masculino, o alopecia androgenética. Este tipo es hereditario y su causación es multigenética. Los genes responsables de este tipo de caída de pelo femenina se heredan con carácter automsómico o recesivo ligado al cromosoma X, al contrario del caso del hombre. Por este motivo, la caída de pelo femenina de este tipo resulta más rara, pues para que aparezca deben padecer de ella ambos padres. La imagen clínica de este tipo de caída de pelo femenina es diferente comparado a la de los hombres, pues es difusa y raramente conduce a una calva. Suele haber predisposición, pero aparece en la menopausa. La escala de Ludwig clasifica la caída de pelo androgenética femenina en tres etapas según su gravedad. El elemento característico es que en la caída de pelo femenina se mantiene la raya frontal del cabello y la pérdida de pelo se localiza principalmente en el ápice de la cabeza.

    Otras causas de caída de pelo femenina difusa son la mala alimentación, baja en hierro, proteínas, metales, vitaminas y micronutrientes. La anemia ferropénica es una causa extremamente común de caída de pelo femenina y aparece durante la edad reproductiva de la mujer, de costumbre en casos de hemorragia uterina mensual y durante el embarazo.

Hoy día el estrés constituye una de las causas más frecuentes de la caída de pelo femenina. Esta diagnosis se plantea cuando se hayan excluido primo otras causas de la caída del pelo.

El uso de muchos productos químicos y de estilo para el pelo, como también la tracción fuerte y el peinado hacia atrás, por ejemplo, en cola de cabello, conduce con seguridad a la caída de pelo femenina (alopecia de tracción). De modo parecido, el lisado frecuente y el peinado en la peluquería conducen a caída de pelo femenina por tracción.

La exposición al sol sin protección y sin uso de gorra daña la piel del cuero cabelludo, la vuelve más fina y mediante la inmunosupresión que causa, los folículos de los pelos se degeneran y se intensifican todos los tipos de caída de pelo femenina.

La caída de pelo femenina telógena se debe a factores que llevan el pelo a la fase telógena más rápidamente. Tales son enfermedades endocrinales y metabólicas, mala alimentación, el parto, operaciones graves, enfermedades crónicas, el cáncer, el uso de ciertos medicamentos, metales pesados y factores nocivos en el medio ambiente.

Las causas más frecuentes de caída de pelo femenina circunscrita son la alopecia areata, las infecciones fúngicas, heridas, carcinomas de la piel, foliculitis e inflamaciones de la piel, el liquen escleroso y el lupus eritematoso cutáneo. En estos casos, la caída de pelo femenina no es difusa, sino focalizada.

young-woman-with-alopecia-areata    La alopecia aerata constituye una causa autoinmune frecuente de la caída de pelo tanto masculina como femenina. Se distingue en alopecia aislada, múltiple, circunscrita, difusa, ofiásica, total y universal. A menudo son presentes también otras enfermedades autoinmunes como tipos de tiroiditis. La diagnosis de este tipo se realiza a nivel clínico o con biopsia. La caída de pelo femenina en la alopecia areata tiene consecuencias psicológicas importantes que a su vez empeoran el problema. El tratamiento consta de corticoides de aplicación local, filtraciones de esteroides, minoxidil, inhibidores de calcineurina, sustancias sensibilizantes locales y PUVA. Recientemente, se usa con mucho éxito la mesoterapa con PRP (Plasma Rico en Plaquetas) en el tratamiento de la alopecia areata. En ciertos casos, se ha observado recrecimiento considerable hasta después de sólo 2-3 sesiones con intervalo de un mes entre ellas.

La caída de pelo femenina de causación fúngica se debe a dermatofitos y tricofitos, representados principalmente por la tiña fávica. La diagnosis se realiza mediante un cultivo y el tratamiento con medicamentos antifungales. La caída de pelo femenina que se debe a infecciones microbiales aparece en la forma de foliculitis en el cuero cabelludo. Puede fluir pus desde las pústulas y el área se conduce a la cicatrización y la pérdida de pelo. No es un tipo de caída de pelo exclusivamente femenino, pero aparece también en hombres y niños y su tratamiento se realiza con antibióticos.

El liquen escleroso es la forma más común de caída de pelo cicatrizante femenina. Se trata de una enfermedad autoinmune que ataca la piel, el pelo y las membranas mucosas. La alopecia cicatrizante que se provoca aparece con la forma de capas lisas brillosas, con hiperqueratosis en las aberturas de los folículos. La caída de pelo femenina de este tipo tiene una imagen clínica estética muy mala, hay cicatrices, el pelo se parece al de una muñeca (doll hair) y es irreversible. Su tratamiento se realiza con hidroxicloroquina, minoxidil y corticoides. En casos localizados y relativamente estables de liquen escleroso de área limitada, se ha logrado con éxito reparar la alopecia con trasplante de pelo con el método FUE.

La caída de pelo femenina del lupus discoide es la alopecia cicatrizante de causación autoinmune segunda en frecuencia. Se debe a una enfermedad que se llama lupus eritematoso, que entre otras cosas ataca la piel y el cuero cabelludo. Capas eritematosas, inflamatorias que dejan cicatrices atróficas con pérdida de pelo son el aspecto característico de este tipo de caída de pelo femenina. La diagnosis se realiza con biopsia e inmunofluorescencia, mientras el tratamiento de la caída de pelo femenina del lupus se realiza con esteroides e inmunosupresores.

La caída de pelo femenina cicatrizante es causada también por heridas, quemaduras y accidentes que conducen a la destrucción de la piel del cuero cabelludo, como también carcinomas como el basaloma y el carcinoma espinocelular. En este caso, el tratamiento se realiza con la excisión de la lesión o de la cicatriz y su cobertura con pliegues de piel cercanos, después de la expansión de los tejidos (tissue expanders), o cuando hay la posibilidad, con un trasplante de pelo.

Caída de pelo femenina – Diagnosis

La diagnosis de la caída de pelo femenina empieza por el historial, la realización de exámenes sanguíneos y hormonales, el tricograma fotográfico, hasta la biopsia cutánea, según el tipo de caída de pelo femenina. Según las estadísiticas, aproximadamente el 50% de los casos de caída de pelo en mujeres tiene como causa de fondo la alopecia androgenética hereditaria, de parte de uno de los padres o ambos.

El prognóstico de la caída de pelo en mujeres depende de su tipo. En general, en la caída de pelo femenina difusa en edades reproductivas, el prognóstico es más favorable que para la caída de pelo masculina, pues las hormonas femeninas tienen acción protectiva.

El modo más moderno de diagnosticar la caída de pelo en mujeres hoy día es la PRUEBA GENÉTICA DE ALOPECIA (ALOPECIA DNA TEST). Al tomarse una pequeña cantidad de sangre, el genetista puede definir 60-70 genes distintos que se relacionan con la alopecia androgenética, hasta si por motivo de edad en las mujeres jóvenes no ha aparecido todavía el fenómeno.

En la caída de pelo femenina que se debe a causas de fondo, es suficiente la remoción de las causas para que se resuelva el problema, como tomar hierro, mejorar la alimentación y evitar el estrés.

Caída de pelo femenina – Tratamiento

Los medicamientos principales que ayudan contra la caída de pelo femenina son el minoxidil (de costumbre 2% o 5%) y la finasterida. El primero se da en forma de loción 1 a 2 veces al día. Aumenta la hematosis en el cuero cabelludo, extiende la fase anágena de los pelos y contribuye al recrecimiento de algunos pelos. Sus principales efectos secundarios son la irritación de la cabeza, el eritema, la grasa y la descamación, que se resuelven al ajustar la dosis.

La finasterida se debe otorgar sólo para la caída de pelo femenina después de la menopausa. Se trata de un antiandrógeno y se otorga en una dosis de 1 mg al día para la caída de pelo femenina. El tratamiento conservador más moderno para la caída de pelo, con aplicación tanto para mujeres como para hombres, es la mesoterapia con PRP (Plasma Rico en Plaquetas), en que se toma una pequeña cantidad de sangre de la paciente, se somete a centrifugación y a continuación el plasma de la sangre rico en plaquetas se activa con iones de calcio y se inyecta en el área del cuero cabelludo donde hay caída de pelo. La activación causa la estimulación de las plaquetas y la secreción de factores de crecimiento (growth factors), que a su vez activan la producción de células, aumentando así la hematosis del área y el crecimiento de los pelos. Las sesiones de PRP se repiten cada mes y los primeros resultados al pararse la caída del pelo pueden ser visibles hasta después de la primera sesión.

Consumo de Minoxidil

Consumo de Finasterida

FUE Trasplante de cabello

Sin afeitar FUE


Hoy día el trasplante de pelo resuelve muchos casos de caída de pelo femenina. Se aplica para la alopecia androgenética como también para otros tipos de caída de pelo femenina difusa o cicatrizante. Advanced Hair Clinics es una clínica especializada para tratar la caída de pelo en  hombres y mujeres. Se aplica el método de trasplante de pelo FUE que no deja cicatrices, no causa dolor y suturas y tiene resultados del todo naturales. A la caída de pelo femenina se aplica a menudo el método unshaven FUE, en que no se afeita en absoluto el cuero cabelludo, no hay nada que muestre justo después que la mujer se sometió a un trasplante y puede regresar en seguida a sus actividades.

En Advanced Hair Clinics cada caso de caída de pelo femenina se trata de manera individualizada, empezando por la diagnosis correcta y concluyendo con el tratamiento apropiado, que es diferente para cada persona. Nuestra clínica es una de las clínicas más especializadas en el tratamiento de la caída de pelo femenina, con experiencia de miles de casos en Grecia y en el extranjero, de Europa a Medio Oriente.